Google+
Salud Actual
REDES SOCIALES SALUDACTUAL:
2019-12-16

diseño de sitios web

SPM: ¡ menos mal que es una vez al mes !

Marcela Andrea Ríos
Estudiante de Enfermería Obstetricia Pontificia Universidad Católica de Chile







Seguramente muchas hemos escuchado este término por parte de los hombres alguna vez en el mes, ya quisiéramos que ellos sufrieran esos dolores por una vez en la vida.







Todo comienza por un cambio de actitud, es decir, cambiar la “idea” concebida desde hace años, la que nos pone como “víctimas” de un episodio de la naturaleza, un castigo divino por haber tentado a Adán con la manzana, no es ni lo uno ni lo otro, es parte de nuestra sexualidad así como tener senos, debemos sentirnos orgullosas y dejar el papel de mártir una vez al mes, pues gracias a este ciclo que solo las mujeres tenemos, podemos engendrar y llevar en nuestro vientre nuestros hijos, ahora que esto nos traiga transtornos, a veces imposibles de ignorar (por ejemplo: cefalea, irritabilidad, cambios de animo, ansiedad, periodos de llanto, depresión, insomnio, aumento de peso, aumento de tamaño y sensibilidad de los senos, dolor de espalda, sensación de estar hinchada, espinillas) Es verdad, pero como buenas mujeres, sabemos arreglarnos para sobrevivir a estos dolores. Aquí les doy unas recetas que quizás conozcan:
Evitar tabaco, alcohol, té, café, chocolate en exceso, en esos días.


Terapias de relajación o simplemente tratar de relajarse.
Hacer ejercicios, pero no solo esos días, sino que mantenerlos durante el mes, eso ayudara a que disminuyan los síntomas mes a mes.
Calor local, guateritos en el abdomen, aumentaría el sangramiento, disminuyendo los cólicos que provocan el dolor.
Disminución de la sal, es lo que hace que retengamos líquido y nos sintamos hinchadas.
Dormir lo suficiente, disminuye el estrés y permite recuperar energía.
Aumento de consumo de fibras, frutas y vegetales.
El uso de aintiinflamatorios desde dos días antes de la fecha de inicio de la menstruación, ayudan a la disminución o ausencia de dolores.
Si los síntomas son demasiado fuertes (vómitos, desmayos) consulten al médico, además que es una actitud saludable tener desde la primera menstruación (lo que llamamos menarquia) un ginecólogo, aquí voy hacer un paréntesis, erradamente cada vez menos, pero aún está la creencia, que la mujer debe ir al ginecólogo sólo si: tiene dolores o problemas menstruales, o si ha comenzado su actividad sexual, pero no es así. La idea es llevar un control periódico con el o la ginecólogo(a), desde ese momento.
Otra técnica es regalonear lo mas que se pueda, para esto es muy importante en la relación de pareja, la COMUNICACIÓN, no en el sentido de que en esos días nuestra pareja “para evitar líos” nos ignore, más bien acercarse aún mas el uno al otro, cuando, por razones hormonales las mujeres estamos mas sensibles (ojo pero no tontas, como en el comercial de “le quito la sal”).


Recordemos que estar en pareja, va desde lo más simple, tomarse la mano hasta la relación sexual (hacer el amor), es en estos días, cuando estamos más sensibles cuando (aquí va un dato para los hombres) apreciamos los detalles que en el día común no tenemos tiempo para apreciar, y así como nosotras los extrañamos ellos también lo hacen, lo que pasa , es que o no se atreven a decirlo, o simplemente creen que es parte de la rutina, pero aunque no lo crean ellos también tienen su sensibilidad, esa que cuando encontramos en un hombre nos hace enamora. En esos días aprovechemos y saludémoslo con una sonrisa, un guiño en el ojo cuando hablamos con él, relajémonos, esos días son nuestros días, cuando la naturaleza nos recuerda nuestra femeneidad, ¿Por qué tenemos que andar con cara de trasnoche," pateando la perra", toda desaliñada, chasconas, con el ceño fruncido? ¿Actuamos así por qué nos sentimos mal? ¿Y si nos proponemos sentirnos bien? ¿Sentirnos regias esos días? Dedicarnos a hacernos masajes con cremas, escuchar buena música, comer cosas ricas, comiencen por ir al espejo y regalence una sonrisa (créanme la primera vez que lo hice, me dio risa mi cara de risa, me sentí ridícula, lo admito, pero fue entretenido), y regálenle a quien tiene la suerte de estar con ustedes (no olviden que ustedes también tienen suerte de estar con él), una sonrisa, sean coquetas, invítenlo a caminar, a vitrinear, a una exposición, quizás ir a buscarlo de sorpresa, pero esos días hagan cosas entretenidas, dense permiso para ser felices, y así comencemos a dejar atrás el mito que esos días deben quedarse encerradas en casa, escondidas, como quien esconde al monstruo que se apodera de ustedes por esos días. Quien sabe si comenzamos a hacerlo cinco días al mes, terminamos por hacerlo el mes completo (me refiero a la actitud positiva) quizás sea una buena terapia para que éste Santiago, este Chile deje de ser tan gris, las mujeres debemos tomar la alegría en nuestras manos y comenzar a pintar nuestras vidas, todo depende con el prisma que se miren las cosas.



Comentarios Sindrome Pre Menstrual

29/07/2018 - 23:22:37 | marisol biott

es bueno saber mas de esas cosas que a nosotras las mujeres nos pasan cuando estamos en esos dias es verdad que estamos mas sensibles e irritantes.

Respuesta

Muchas gracias por leernos, que bueno ser de utilidad para tí!

29/06/2010 - 15:13:06 | nikol

es verdad deveriamos no achacarnos por esos dias sino difrutarlos sentirse mas mujer...en mi caso siempre dejo esos dias para mi me regaloneo. cn lo que mas me gusta.pinto.bailo.boy ala peluqueria...y eso me ase olvidar que esos dias no son los mejores.

Sindrome Pre Menstrual
Página: 1 de 1 « Primero | 1 | Último »

Comentar este artículo




Comenta con Facebook Sindrome Pre Menstrual


diseño de sitios web