Google+
Salud Actual
REDES SOCIALES SALUDACTUAL:
2021-12-08

diseño de sitios web

Equipo SaludActual

Lo que hay que saber sobre la fertilización asistida

Equipo SaludActual

Existen varios métodos de fertilización asistida que van en ayuda de quienes aún no pueden procrear. Sin embargo, los especialistas señalan que la clave del éxito está en los cuidados previos y en la edad de la mujer cuando recurre a estas técnicas.


Ser padres es el sueño de varias parejas que han construido sus vidas en base a la llegada de un ser humano que cambiará sus prioridades. Sin embargo, cuando el tiempo pasa, el reloj biológico pasa la cuenta y todos los intentos no han dado resultados, los cuestionamientos aparecen y todo parece indicar que se debe pedir ayuda profesional.

Según la Organización Mundial de la Salud, la infertilidad se define como la imposibilidad de lograr un embarazo a pesar de tener relaciones sexuales frecuentes sin protección durante al menos un año. Esta enfermedad puede deberse a una sola causa, ya sea en la mujer, hombre o una combinación de factores que puede ser escasez de espermatozoides, problemas ovulatorios, endometriosis, consecuencias de una enfermedad, entre otros.

Dependiendo de la causa que provoca la infertilidad, se puede llegar a optar por la "Fertilidad asistida", recurriendo a las llamadas tecnologías de reproducción asistida (TRA). Estas consisten en un completo equipo de salud que incluye médicos, psicólogos, embriólogos, técnicos de laboratorio, enfermeros y otros profesionales que trabajan en conjunto para ayudar a las parejas a lograr el deseado embarazo.

De esta manera, las TRA más utilizadas en nuestro país son:

1.- Fertilización in vitro (FIV):

Es la técnica más eficaz. Se aplica en mujeres que tienen ciclos irregulares de ovulación, endometriosis o cuando las trompas de Falopio están bloqueadas. También se recomienda en hombres que presentan baja calidad de espermatozoides o cuando no se logra un embarazo con otros métodos de fertilización.

La FIV consiste en la recuperación de óvulos maduros de una mujer que son fertilizados con esperma de un hombre en un laboratorio y la implantación de los embriones en el útero de tres a cinco días después de la fecundación.

La principal desventaja de este tratamiento es que hay una alta probabilidad de tener un embarazo múltiple, puesto que se implantan varios óvulos fecundados en el útero para tener mayor éxito. Además, este tratamiento requiere de exámenes de sangre frecuentes, inyecciones diarias de hormonas y una observación a través de ecografías transvaginales para controlar el crecimiento de los folículos del ovario.

2.- Inseminación Artificial o Inseminación Intrauterina (IIU):

Esta técnica es ideal para aquellos que han tenido una dificultad o impedimento para el pasaje de espermatozoides a través del cuello uterino, alteraciones ovulatorias, endometriosis leve, factor tubario corregido o esterilidad sin causa aparente. También se puede aplicar cuando la mujer es alérgica al esperma o el hombre posee una baja cantidad de espermatozoides.

La IUU consiste en transferir los espermatozoides hacia la cavidad uterina mediante el uso de una cánula, de manera totalmente indolora. Sin embargo, antes de iniciar el proceso se debe tomar medicamentos para estimular la ovulación, para que luego el médico pueda detectar su período fértil. Después de esto, la pareja deberá producir una muestra de semen para separar del plasma seminal a los espermatozoides de buena movilidad.

Una desventaja de este tratamiento es la sincronización, puesto que la pareja deberá estar disponible en el momento exacto de la ovulación para acudir a la clínica o consultorio médico. Por otra parte, existe el riesgo de embarazo múltiple o la paciente puede responder excesivamente a la medicación que provoca el síndrome de hiperestimulación ovárica, cuyos síntomas son dolor abdominal y agrandamiento de los ovarios. El monitoreo constante del tratamiento permite reducir la frecuencia de estos problemas.

3.- Inyección de Esperma Intracitoplasmática (ICSI)

Este tratamiento se ha convertido en una excelente alternativa para los hombres que no eyaculan espermatozoides o que la cantidad que eyaculan es menos de 500.000. También es una buena opción para las parejas que no tuvieron resultados con la FIV.

Esta técnica es muy similar a la FIV y consiste en una micro manipulación en la que un solo espermatozoide se inyecta directamente en un óvulo para lograr la fertilización en relación con el procedimiento de FIV estándar.

Sin embargo, el ICSI tiene dos diferencias con el FIV: una es la obtención de los espermatozoides, que son extraídos del epidímico o directamente del testículo mediante una biopsia del tejido. La segunda está en la fecundación puesto que una cantidad menor de 500.000 espermatozoides no es suficiente para lograrla de manera espontánea y es necesario microinyectarlos directamente al óvulo.

El ICSI tiene las mismas desventajas que los demás tratamiento, como embarazo múltiple, hiperestimulación ovárica y embarazo tubárico.

4.- Transferencia de Gametos a la Trompa (GIFT)

Este tratamiento está especialmente indicado en parejas en que se ha probado la capacidad fecundante de los espermatozoides, infertilidad de causa desconocida y en los casos con alteraciones seminales leves.

El GIFT consiste en que los espermatozoides fecunden óvulos en su sitio natural, la trompa de Falopio. Los óvulos son aspirados del ovario para luego ser enfrentados a los espermatozoides. Inmediatamente después son inyectados en la trompa, lugar en que se produce la fecundación. 

El proceso de extraer los óvulos del interior de los folículos se realiza mediante la punción del ovario con una aguja introducida a través del fondo de la vagina, guiada al interior de los folículos mediante visualización ecográfica. El procedimiento es ambulatorio y puede requerir anestesia local o general, por lo que es necesario la hospitalización y estar en ayunas.

Si bien estas técnicas tienen un gran resultado, los especialistas insisten en que su éxito radica en que se tomen todos los cuidados previos a la fertilización asistida, así como también a la edad pues la concepción se complica después de los 35 años.

Por esta razón, se recomienda consultar a su médico si después de un año no tiene resultados.

 

Macarena Cifuentes.



Comentarios Maternidad

Maternidad
Página: 1 de 0 « Primero | | Último »

Comentar este artículo




Comenta con Facebook Maternidad


diseño de sitios web