Google+
Salud Actual
REDES SOCIALES SALUDACTUAL:
Sábado 21 de Enero de 2017

diseño de sitios web

Equipo SaludActual

Síndrome de Brugada: Diagnóstico y tratamiento

Equipo SaludActual

Para seguir conociendo los síndromes que pueden afectar a nuestro corazón, en este artículo les expondremos el Síndrome de Brugada, que afecta a algunas personas sin siquiera saberlo.


El síndrome de Brugada es una afección grave del corazón que afecta el ritmo cardiaco y que muchas veces es heredado. Las personas con este síndrome tienen un riesgo mayor de ritmos cardiacos anormales en las cámaras bajas del corazón, es decir, presentan arritmias ventriculares.

Como resultado, tu corazón no bombea suficiente sangre con eficacia y no viaja al resto del cuerpo. Esto provocará desmayos si este ritmo anormal tiene una duración corta, o provocar muerte súbita si el corazón permanece en ese ritmo por mucho tiempo. 

A pesar de ser una condición grave que puede ser congénita, muchas personas no se enteran si lo tienen hasta entrados los 30 o 40 años de vida. Como es un trastorno del sistema eléctrico del corazón, muchas personas lo saben después de episodios donde pierden el conocimiento.

Personas que tienen el síndrome de Brugada están sin diagnosticar debido a que la condición a menudo no causa ningún síntoma perceptible. El signo más importante es un patrón anormal en un electrocardiograma (ECG). Es posible tener un signo de Brugada, sin tener síndrome en sí. Sin embargo, los signos y síntomas que pueden indicar que usted tiene el síndrome de Brugada son: 

 

  • Desmayo (síncope) 
  • Latidos del corazón o palpitaciones irregulares 
  • Latido del corazón muy rápido y caótico (paro cardiaco repentino) 

 

Como estos síntomas son similares a otros problemas del corazón, sólo tu cardiólogo puede evaluar si tu condición se trata del Síndrome de Brugada. Cuando se sospecha de síndrome de Brugada, un paciente se refiere típicamente a un cardiólogo o un cardiólogo especializado en ritmos cardíacos, llamado electrofisiólogo. El realizará una evaluación cuidadosa que incluye un historial de salud familiar y la exploración física. 

El síndrome de Brugada es hereditario, pero también puede ser el resultado de desequilibrios en las sustancias químicas que ayudan a transmitir señales eléctricas a través de tu cuerpo (electrolitos), efectos de ciertos medicamentos recetados o el uso de drogas como la cocaína.

Si un paciente tiene antecedentes de desmayos y se encuentra que tiene el síndrome de Brugada, la probabilidad de que esta persona vuelva a experimentar desmayos síncopes -o la misma muerte súbita- es hasta de un 40% durante los 2 o 3 años siguientes a su diagnóstico.

Si ya es diagnosticado el síndrome, se tiene que proceder al tratamiento específico para esta condición.  El único tratamiento eficaz demostrado para el síndrome de Brugada es tener un Desfibrilador Cardiaco Implantable (ICD). 

Un ICD actúa como un marcapasos. Si este detecta que tu corazón late a un ritmo anormal y que esta condición puede ser potencialmente peligrosa, el dispositivo lanzará una descarga eléctrica, que puede ayudar a devolver el corazón a un ritmo normal o conseguirlo a bombear de nuevo de manera estable y controlada. 

Un ICD no impedirá que suceda la arritmia, pero puede tratar la taquicardia ventricular (ritmo cardíaco anormalmente rápido) y la fibrilación ventricular (contracciones del corazón  muy rápidas), en el momento en que estas suceden y esto evitará la muerte cardiaca repentina. 

También se ha tratado a pacientes con esta condición con medicamentos como la Quinidina o Hidroquinidina, aunque no existe mucha experiencia en el tema. Lo que si es importante es que el paciente con este síndrome debe evitar algunos antihipertensivos, como los betabloqueantes (propranolol, atenolol, bisoprolol, carvedilol, etc).

Es importante recalcar que una vez diagnosticado este síndrome e iniciado el tratamiento, el paciente puede llevar una vida normal. Pero debe saber que tiene que tener chequeos con su cardiólogo de manera continua para poder asegurar que la afección esté bajo control.

Por Clementina Ramos



Comentarios Enfermedades cardiovasculares

Enfermedades cardiovasculares
Página: 1 de 0 « Primero | | Último »

Comentar este artículo




Comenta con Facebook Enfermedades cardiovasculares


diseño de sitios web